17 ago. 2012

Con el pie izquierdo, derecho y cruzado...

Hoy, definitivamente no es mi día.
Podría empezar puteando a mi progenitor, y terminaria por el chofer del bondi que no me paro.
A lo siguente.
Llego a casa y encuentro al ser amorfo de mi hermano haciendo su actividad rutinaria: nada.
Sin mas preambulos, la siguiente estrofa es dedicada a todos aquellos hijos de puta que me rodean.


 -   Que ni un rayo ilumina su vida anodina 
que conoció gallos que resultaron gallinas, 
que va a cortar la mala racha con un hacha y que no agacha la cabeza ante ninguna cretina  -

No hay comentarios:

Publicar un comentario